Las cuerdas de guitarra son recomendables cambiarlas según su uso. Si eres un guitarrista de uso diario deberías cambiarlas cada 2 o 4 semanas como mucho, y en verano con en calor y el sudor se reduce todavía más el tiempo de vida útil.

En cuanto a las cuerdas de guitarra eléctrica o guitarra acústica, lo mejor para alargar la vida de nuestras cuerdas de guitarra es pasar un paño o un trapo que esté seco, por encima y debajo de las cuerdas cada vez que la uses. Con éste buen hábito conseguirás eliminar la posibilidad que se cree ese óxido que acaba destruyendo la cuerda y con el tiempo, si no quitamos ese óxido, también acaba afectando al deterioro avanzado de los trastes.

CUERDAS DE GUITARRA